La Casita de aprendizaje

Nuestra propuesta de Proyecto se basa en la creación de un ambiente tranquilo y relajado que se asemeja en gran parte a la disposición de una casa (con su recibidor, cocina, salón, zona de higiene, patio, zona de descanso…) en la que los niños son los protagonistas de su propio aprendizaje y nuestro papel es el de facilitarles las oportunidades de experimentar, investigar y descubrir por sí mismos, a través de:

  • Elaboración y disposición de materiales
  • Diseño y propuesta de actividades que cubran sus necesidades de desarrollo físico, cognitivo, emocional, social y motor.
  • Preparación y cuidado del entorno y los ambientes.
  • Conocimiento de unas normas de convivencia basadas en el respeto a uno mismo, a los otros y al espacio.

Creemos, además, que en los pilares de cualquier proyecto pedagógico deben estar cubiertas las necesidades básicas emocionales (vínculo afectivo y apego) que aporten a los niños la seguridad para desenvolverse de una manera sana. Además, por supuesto, de las necesidades de alimentación (comida y agua), higiene y asistencia en caso de accidente. Estas necesidades, aun siendo de tipo asistencial, no están exentas de un carácter educativo y forman parte del aprendizaje cotidiano al que los niños pueden acceder en el día a día.

RITMOS

RITMO DIARIO
9:30 Pequeño Encuentro
Nos saludamos, nos acogemos, nos escuchamos, nos situamos en el día que empieza y hacemos un repaso de los que estamos y de los que falta.
10:00 Desayuno comunitario
Es un ritual, nos sentamos juntos a compartir un desayuno para todos, cantamos una canción que nos conecte con este momento concreto y que asociamos con ello, a veces surge un cuento, otras veces probamos un alimento nuevo.
10:30 Propuesta
Ver “ritmo semanal”/Juego Libre (Si surge la necesidad, esta propuesta puede adaptarse en función de las necesidades evolutivas de las diferentes edades de los niños ya que contamos con dos o tres adultos para desarrollarla. Los niños que no quieran participar de la propuesta tienen la oportunidad de disfrutar de su momento de juego libre, de manera más recogida fuera del gran grupo, utilizando los materiales preparados en las distintas áreas del interior de la casita).
11:00 Patio
Se puede solapar con la propuesta, si hay niños que quieren continuar en ella.
12:00 Lunch en familia
Más que fijarnos en la cantidad de alimentos que ingerimos, nos importa cultivar una actitud hacia la comida que lleve consigo, entre otras cosas, la curiosidad y el disfrute. Por otro lado, es un buen momento para potenciar la autonomía y la toma de decisiones. Todo ello en un ambiente tranquilo que nos permita disfrutar, observar, conversar.
13:00 Higiene/ Descanso
Después de comer nos aseamos, nos cambiamos el pañal y la ropa si lo necesitamos y nos preparamos para pasar un ratito tranquilos hasta que llegue la hora de marcharnos. Es el momento de contar un cuento, a petición de los niños. Otros necesitan dormirse en este momento. Y algunos disfrutan, tranquilamente, de su juego libre.
15:30 Merienda
Para los niños que se quedan hasta las 16:00 o 16:30.
RITMO SEMANAL

Cada día hacemos una propuesta relacionada con un tipo de aprendizaje (masaje, arte, descubrimientos, música, expresión corporal…). Durante el Pequeño Encuentro se les recuerda el tipo de propuesta preparada para ese día y después del Desayuno ellos mismos deciden si participan o no. El desarrollo de las propuestas se hace de un modo no dirigido, dejando espacio para la espontaneidad y la expresión concreta de los niños.

RITMO MENSUAL

Al final del mes, reunimos las fotografías de los momentos vividos con los niños y las enviamos con un pequeño texto explicativo al grupo de padres. Además, estas fotos, impresas, pasan a formar parte de nuestro Álbum de Vivencias, que actuará como “objeto recuerdo” para los niños.

RITMO INTERNO

Además de estos ritmos, está el propio ritmo del grupo, un ritmo más interno, que nos va pidiendo lo que necesita. De este modo, surgen cada cierto tiempo pequeños proyectos a partir de una actividad espontánea de los niños, de una necesidad detectada de trabajar un tema concreto, o de un centro de interés expresado por ellos mismos. En el momento en que surge un proyecto, las propuestas semanales se vinculan a él y se pide la colaboración de las familias para el aporte de material, sugerencias o recursos relacionados con el tema del proyecto. La duración de cada proyecto la marcan los propios niños.

Casita de aprendizaje

Las familias

PARTICIPACIÓN DE LAS FAMILIAS

Las familias de los niños están presentes en el día a día del Proyecto, sosteniendo, apoyando, organizando, resolviendo para que la Casita pueda continuar su andadura.

Pero, además, hay ocasiones en que contamos con ellas de una manera especial: como apoyo en actividades concretas, salidas fuera del local…y las puertas están siempre abiertas para que pasen con nosotros un momento del día o para que compartan con los niños algunos de sus talentos en los Talleres que realizan a lo largo del curso.

CONVIVENCIA

Respetamos a los demás:
  • Cuando duermen. Así descansan todo lo que necesitan.
  • Cuando juegan, sin interrumpir. Si queremos un material que tiene otro niño, podemos pedírselo y/o esperar a que termine. Así sabrá que lo que está haciendo es importante también para nosotros.
  • Hablamos y escuchamos. Así nos entendemos mejor.
Respetamos el espacio:
  • Si queremos correr y gritar podemos hacerlo, en el patio. Así mantenemos un ambiente tranquilo.
  • Nos quitamos los zapatos o las botas al entrar de la calle o del patio. Así podemos subir a las zonas blandas sin miedo a que se ensucien.
  • Si queremos comer, podemos hacerlo en la mesa de la cocina. Así mantenemos nuestra casa limpia.
Respetamos los materiales:
    “Un lugar para cada cosa y cada cosa en su lugar”

  • Después de jugar o trabajar con algo, lo volvemos a colocar donde estaba. Así podremos encontrarlo fácilmente la próxima vez que queramos utilizarlo.
  • Los juguetes del patio tienen su lugar en el patio y los de dentro, dentro. Así mantenemos el interior y sus materiales limpios de arena.